viernes, 22 de noviembre de 2013

Argentina rehusaría comprar los viejos Mirage F1 españoles


Argentina rehusaría  comprar los viejos Mirage F1 españoles 

La compra de los Mirage F1 para la Fuerza Aérea Argentina estaría por caerse por problemas técnicos en las unidades, a pesar de que el Gobierno Nacional había destinado una partida de dinero en su presupuesto 2014.

La compra de los F1 que se iban a destinar a la VI Brigada Aérea de Tandil, estaría  a punto de abortarse por inconvenientes técnicos en las unidades pertenecientes al Ejército del Aires español.

“Los F1 están próximo a vencerse en las horas que les quedan de vuelo y España no estaría dispuesta a realizar las inspecciones correspondientes para extender sus horas de servicio” por tal razón es casi un hecho que la compra no se realizará, indicó la fuente. El mismo vocero agregó que las escasas chances que aún tienen los Mirage de llega a la argentina están dadas porque las otras alternativas que se están manejando dilatan mucho la entrega de las unidades.

En tal sentido, en lugar de los F1 el Estado nacional, a través de los altos mandos de la Fuerza Aérea y el Ministerio de Defensa, estaría analizando una propuesta por aviones Kfir (foto), un cazabombardero de origen israelí con motores de la estadounidense General Eléctric.

Además de servir en la Fuerza Aérea Israelí, el Kfir fue posteriormente utilizado en otros países, entre los que cabe citar Colombia, Ecuador, Estados Unidos (por la Armada y el Cuerpo de Marines) y Sri Lanka. Aunque los Kfir fueron dados de baja tanto en Israel (1998) como en los Estados Unidos (1989), todavía siguen prestando servicio en Colombia, Ecuador y Sri Lanka.


En comparación con los F1, los israelíes Kfir tienen mejor aviónica, esto es elementos de navegación y electrónica más modernos; pero el impulsor J79 de General Electric está en desventaja contra el francés Atar 9K50 de los Mirage. Por estas horas el Gobierno analiza estas dos opciones.

Sin embargo desde el Ministerio de Defensa español explicaron que la operación se sigue negociando y que, a petición del posible comprador, no se hará comentario alguno sobre ella.

Fuente : abchoy / ateneadigital

Argentina lanza un nuevo nano satélite al espacio



Argentina lanza un nuevo nano satélite al espacio 

El nuevo  nano satélite denominado ¨Manolito¨ es de plataforma abierta, y fue puesto en órbita a las 4.30 desde Rusia

"El proyecto es altamente innovador, no sólo en cuanto al contenido sino por la manera en que lo hemos implementado", definió Barañao  ministro de Ciencia  y Tecnología   en una conferencia, junto a Kargieman, Gerardo Richarte y el gerente de la División Proyectos Aeroespaciales de la empresa rionegrina Invap, Tulio Calderón.

Así, el "Manolito", y también su antecesor, "El Capitán Beto",  forman parte de una plataforma tecnológica financiada en parte por el Ministerio mediante una inversión de 10 millones de pesos, junto a Invap e inversores privados. 

Kargieman afirmó que el objetivo del proyecto es "llevarlo a un entorno en el que pequeñas universidades, e inclusive aficionados, puedan llevar tecnología al espacio, y dejamos la plataforma abierta para que pueda ser utilizada por otros, sin nuestro involucramiento".  

La plataforma consiste en un sistema que sirve como base para hacer funcionar determinados módulos de hardware o de software con los que es compatible, y permite desarrollar un linaje de nano satélites educativos para formar especialistas, así como probar nuevas aplicaciones científicas.

"Vendemos aviónica, partes de satélites y lanzadores, y uno de los `nichos` (de mercado) son estos satélites educativos que se vuelan con cargas útiles para probar componentes a bordo, que permita desde Argentina hacer pequeños satélites para probar cosas", comentó Calderón.

El proyecto, que complementa el Plan Espacial argentino, está dentro de la tendencia mundial de contar con aparatos integrados que aúnan sensores remotos, electrónica, hardware, y gente controlando los aparatos y sus aplicaciones en forma remota.


A partir del acuerdo con Invap para incubar estas ideas en su laboratorio de Bariloche, "Manolito" implicó 70.000 dólares en componentes, 130.000 en lanzamiento -que se hará la próxima madrugada desde Rusia-, más un presupuesto mayor para el desarrollo de ingeniería y la generación de la plataforma.

La versión tecnológica de su nombre es CubeBug-2, pesa casi dos kilos, fue desarrollado por unas 18 personas y con materiales de 12 proveedores. 

"El objetivo con `El Capitán Beto` fue aprender a hacer satélites, y tratamos de construir tecnología espacial -como `Manolito`- tomando más riesgos que los que toma un satélite tradicional, pero podemos integrarlos más veces con menores costos" para seguir probando aplicaciones científicas, planteó Richarte.

"Manolito" navega a unos 600 kilómetros de la Tierra, a la que rodea por el Polo cada hora y media, a la velocidad vertiginosa de unos 27.000 kilómetros por hora, portando una cámara de 20 megapíxeles para obtener fotografías del Planeta y un GPS desarrollado por Satellogic.

Está fabricado con más del 80% de componentes nacionales entre los que se cuentan los paneles solares, desarrollados por la Comisión Nacional de Energía Atómica, y la computadora de a bordo.
Será monitoreado desde dos estaciones terrestres ubicadas en la ciudad rionegrina de Bariloche y bonaerense de Tortuguitas.

AEROMAQUINA DESIGN

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...